domingo, 27 de marzo de 2022

La sorprendente (y desconocida) historia del hijo no reconocido de Alfredo Yabrán

Dicen que es un "hijo no reconocido", pero lleva su apellido y sus mismos nombres. Algo está fallando ahí...

La sorprendente (y desconocida) historia del hijo no reconocido de Alfredo Yabrán

El fallecido empresario postal guarda un secreto que hasta ahora permanecía oculto. Un hijo no reconocido, que aparece en empresas del grupo Yabrán. Documentos exclusivos de Diario Mendoza Today.


Alfredo Enrique Nallib Yabrán murió oficialmente el 20 de mayo de 1998, un año y 4 meses después de haber mandado a matar al reportero gráfico José Luis Cabezas, tal cual acreditó la Justicia argentina.

Su vida, lejos de ser como la del resto de los mortales estuvo envuelta en el más puro misterio: jamás dejó que se conocieran detalles de su existencia, negó ser dueño de puntuales empresas que luego se supo que efectivamente eran de él, y siempre escapó de los flashes de las fotografías.

Quien logró retratarlo finalmente fue Cabezas, y le costó bien caro. También al propio Yabrán, que presuntamente apagó su propia vida acosado por los sabuesos que lo tenían cercado en una quinta de Entre Ríos. Rodeado por unos pocos leales.

El paso del tiempo dejó más misterio que certezas, porque su familia se abocó a seguir el mismo ritual que el patriarca: puro misterio y mutismo. De hecho, su viuda María Cristina y sus tres hijos, Pablo, Mariano y Melina, se mudaron a Uruguay. Desde allí intentaron hacer una nueva vida, lejos de las luces públicas.

El tiempo pasó y el interés público por los Yabrán se fue apagando. Básicamente porque todo gravitaba alrededor de Don Alfredo, la cabeza del clan. El hombre de los mil interrogantes.

Allí es donde aparece un dato inesperado, una pieza en un rompecabezas que ya parecía armado por completo. La aparición de un nuevo integrante de la familia, completamente desconocido. Hasta hoy.

Se trata de Alfredo Nallib Yabrán, homónimo del patriarca, quien, según pudo comprobar Diario Mendoza Today, aparece en sociedades que supieron pertenecer al malogrado empresario postal, incluso en su “nave insignia”, Yabito.


Su nombre puede verse en el siguiente documento, referido a la empresa Astilleros SA, donde el pasado 22 de septiembre de 2020 este “nuevo Yabrán” fue refrendado como director titular, en un directorio plagado de personajes con los que supo trabajar “Don” Alfredo.

A esta altura cabe preguntarse: ¿Quién es este hombre cuya presencia es invisible hasta en Google? ¿Por qué aparece él en las empresas de la familia y no sus hijos, lógicos herederos?

La respuesta es tan sorprendente como inquietante: se trata de un vástago no reconocido por el patriarca. Nacido el 7 de noviembre de 1970, el mismo día que Carlos Monzón vencía por nocaut a Nino Benvenuti. El dato fue confirmado por fuentes cercanas al grupo Yabrán, en estricto off the record. Con las obvias precauciones del caso.

Por su parte, este diario intentó obtener la palabra del “flamante” hijo de Yabrán, pero no obtuvo respuesta a ninguno de los mensajes enviados a lo largo de esta semana. Por lo visto, la costumbre del clan de jugar al misterio sigue intacta.



1 comentario:

  1. Melisa, hija de Yabran fue novia de Hernan Diego Bevilacqua , un piojo resucitado de zona norte dueño de Yoko's y una empresa de yacuzzis
    En esos años el firmo un acuerdo de confidencialidad pero contaba que en la casa de los Yabran había un cine y supermercado

    ResponderEliminar

Si sos KAKA no entres a este espacio. No sos bienvenido.

Derecho de admisión... le dicen...

Ir abajo Ir arriba