martes, 13 de septiembre de 2016

La carta del profesor uruguayo que conmueve al mundo de la educación

Se trata del periodista y académico Leonardo Haberkorn, quien renunció a seguir dando clases en la universidad ORT de Montevideo. “Me cansé de pelearle a los celulares, el Whatsapp y el Facebook”. Fragmentos del texto publicado en su blog, El Informante


El profesor Leonardo Haberkorn dictaba clases en la carrera de Comunicación en la Universidad de Montevideo, hasta que renunció en diciembre de 2015. 

Con mi música y la Falacci a otra parte
Después de muchos, muchos años, hoy di clase en la universidad por última vez.
No dictaré clases allí el semestre que viene y no sé si volveré algún
día a dictar clases en una licenciatura en periodismo.
Me cansé de pelear contra los celulares, contra WhatsApp y Facebook.  Me ganaron. Me rindo. Tiro la toalla.
Me cansé de estar hablando de asuntos que a mí me apasionan ante
muchachos que no pueden despegar la vista de un teléfono que no cesa
de recibir selfies.
Claro, es cierto, no todos son así.
Pero cada vez son más.
Hasta hace tres o cuatro años la exhortación a dejar el teléfono de
lado durante 90 minutos -aunque más no fuera para no ser maleducados-
todavía tenía algún efecto. Ya no. Puede ser que sea yo, que me haya
desgastado demasiado en el combate. O que esté haciendo algo mal. Pero
hay algo cierto: muchos de estos chicos no tienen conciencia de lo
ofensivo e hiriente que es lo que hacen.
Además, cada vez es más difícil explicar cómo funciona el periodismo
ante gente que no lo consume ni le ve sentido a estar informado.
Esta semana en clase salió el tema Venezuela. Solo una estudiante en
20 pudo decir lo básico del conflicto. Lo muy básico. El resto no
tenía ni la más mínima idea. Les pregunté si sabían qué uruguayo
estaba en medio de esa tormenta. Obviamente, ninguno sabía. Les
pregunté si conocían quién es Almagro. Silencio. A las cansadas, desde
el fondo del salón, una única chica balbuceó: ¿no era el canciller?
Así con todo ¿Qué es lo que pasa en Siria? Silencio.
¿De qué partido tradicionalmente es aliado el PIT-CNT? Silencio.
¿Qué partido es más liberal, o está más a la "izquierda" en Estados
Unidos, los demócratas o los republicanos? Silencio.

¿Saben quién es Vargas Llosa? ¡Sí!
¿Alguno leyó alguno de sus libros? No, ninguno.


Haberkorn lamenta que los jóvenes no pueden dejar el celular, ni aún en clase (Shutterstock)

Conectar a gente tan desinformada con el periodismo es complicado. Es
como enseñar botánica a alguien que viene de un planeta donde no
existen los vegetales.
En un ejercicio en el que debían salir a buscar una noticia a la
calle, una estudiante regresó con esta noticia:
"todavía existen kioscos que venden diarios y revistas….
En la Naranja Mecánica, al protagonista le mantenían los ojos abiertos
con unas pinzas, para que viera una sucesión interminable de imágenes,
veloces, rápidas, violentas.
Con la nueva generación no se necesitan las pinzas. Una sucesión interminable de imágenes de amigos sonrientes les
bombardea el cerebro. El tiempo se les va en eso. Una clase se
dispersaba por un video que uno le iba mostrando a otro. Pregunté de
qué se trataba, con la esperanza de que sirviera como aporte o
disparador de algo.
Era un video en Facebook de un cachorrito de león
que jugaba. El resultado de producir así, al menos en los trabajos que yo recibo, es muy pobre. La atención tiene que estar muy dispersa para que
escriban mal hasta su propio nombre, como pasa.
Llega un momento en que ser periodista te juega en contra. Porque uno
está entrenado en ponerse en los zapatos del otro, cultiva la empatía
como herramienta básica de trabajo. Y entonces ve que a estos
muchachos -que siguen teniendo la inteligencia, la simpatía y la
calidez de siempre- los estafaron, que la culpa no es solo de ellos.
Que la incultura, el desinterés y la ajenidad no les nacieron solos.
Que les fueron matando la curiosidad y que, con cada maestra que dejó
de corregirles las faltas de ortografía, les enseñaron que todo da más
o menos lo mismo.
Entonces, cuando uno comprende que ellos también son víctimas, casi
sin darse cuenta va bajando la guardia.
Y lo malo termina siendo aprobado como mediocre; lo mediocre pasa por
bueno; y lo bueno, las pocas veces que llega, se celebra como si fuera
brillante.
No quiero ser parte de ese círculo perverso.
Nunca fui así y no lo seré.
Lo que hago, siempre me gustó hacerlo bien. Lo mejor posible.
Justamente, porque creo en la excelencia, todos los años llevo a clase
grandes ejemplos del periodismo, esos que le encienden el alma incluso
a un témpano.
Este año, proyectando la película 'El Informante', sobre
dos héroes del periodismo y de la vida, vi a gente dormirse en el
salón y a otros chateando en WhatsApp o Facebook.
¡Yo la vi más de 200 veces y todavía hay escenas donde tengo que
aguantarme las lágrimas!
También les llevé la entrevista de Oriana Fallaci a Galtieri. Toda la
vida resultó. Ahora se te va una clase entera en preparar el ambiente:
primero tenés que contarles quién era Galtieri, qué fue la guerra de
las Malvinas, en qué momento histórico la corajuda periodista italiana
se sentó frente al dictador.
Les expliqué todo. Les pasé el video de la Plaza de Mayo repleta de
una multitud enloquecida vivando a Galtieri, cuando dijo: "¡Si quieren
venir, que vengan! ¡Les presentaremos batalla!".
Normalmente, a esta altura, todos los años ya había conseguido que la
mayor parte de la clase siguiera el asunto con fascinación.
Este año no. Caras absortas. Desinterés. Un pibe despatarrado mirando
su Facebook. Todo el año estuvo igual.
Llegamos a la entrevista. Leímos los fragmentos más duros e inolvidables.
Silencio.
Silencio.
Silencio.
Ellos querían que terminara la clase.
Yo también.



28 comentarios:

  1. Muy penosa la situación de este profesor!!!

    ResponderEliminar
  2. Entiendo al profesor, lo he pasado. Eso mismo ocurre en la mesa de casa, en las confiterias, ves parejas más pendientes del celular que de ellos mismos. Ya no se mira a la cara... una pena

    ResponderEliminar
  3. y asi vamos...un mundo de idiotas que no levantan la cara del celular, me pregunto que pasaria si un dia colapsaran los telefonos, las computadoras,etc, habria que internar a muchos con sintomas de abstinencia jajaja, fuera de broma, creo que como humanos,ya no tenemos retorno...

    ResponderEliminar
  4. Tanta tecnología no es un avance,es un retroceso.
    El poder apuesta a lograr seres sin interés,sin inquietudes,que les da todo igual.Gente fácil de persuadir,influenciar,esclavos de la tecnología y el poder,incapaces de rebelarse.
    Qué mal estamos!
    Va siendo hora de abrir los ojos y rebelarse.

    ResponderEliminar
  5. ESTE TIPO al que los medios de comunicacion quieren pintar como anonimo fue el que escribio el libro "relato oculto. desmemorias de torugo morales". Todo ok, pero esta fama, es el pago por su "Obra", la cual lei y se basa exclusivamente en una foto y un audio con un milico que se jubilaba.

    ResponderEliminar
  6. "Temo el día en que la tecnología sobrepase nuestra humanidad.
    El mundo sólo tendrá una generación de idiotas".
    Albert Einstein.

    ResponderEliminar
  7. Lamentable situaciòn, pero es desgastante, insalubre enseñar con semejante grado de desinterès.Es como remar en cemento. Buena decisiòn, la gana en salud.

    ResponderEliminar
  8. Seguro que a esos "estudiantes" los contrata Clarin o La Nacion.

    ResponderEliminar
  9. NO TE PREOCUPES QUE DENTRO DE POCO, LA TECNOLOGIA, NO NOS VA A SERVIR PARA NADA.CUIDEMOS EL PLANETA.

    ResponderEliminar
  10. es el mundo que nos rodean existe una gran enciclopedia llamada google, pero ni ahi se acercan los jóvenes...difícil el mundo cultural del futuro..ya hoy es alarmante...en 1963 paul simon decia en "Los sonidos del Silencio"....gente que hablaba sin poder hablar,gente que oia sin poder oir..
    Hay una generación y vendrás más enajenadas...hasta gente de otras generaciones viven pendientes de una pantalla de celular...

    ResponderEliminar
  11. Ahora se viene a matar el hambre acá.Otro Uruguayo mas..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que ordinariez.Porlo lindo que se vive ahi

      Eliminar
  12. Mas alla de la cuestion de los celulares en clase que de por si es muy grave, pienso que gran parte de la culpa la tienen los docentes de la escuela primaria. Porque con este curro de que existe la tecnologia, ellos ahora casi no enseñan contenidos amparándose en que existe Google para buscar todo lo que uno necesite saber. Craso error!!!
    Aca con el testimonio de este hombre queda demostrado. Estan formando personas brutas que dependen de un telefono "inteligente".

    ResponderEliminar
  13. Mas alla de la cuestion de los celulares en clase que de por si es muy grave, pienso que gran parte de la culpa la tienen los docentes de la escuela primaria. Porque con este curro de que existe la tecnologia, ellos ahora casi no enseñan contenidos amparándose en que existe Google para buscar todo lo que uno necesite saber. Craso error!!!
    Aca con el testimonio de este hombre queda demostrado. Estan formando personas brutas que dependen de un telefono "inteligente".

    ResponderEliminar
  14. Lamentable este llamado "docente". Habría que explicarle que es otra generación, son otros estudiantes con otros intereses, otras habilidades y competencias desarrolladas. Quién garantiza que estar atentos genere el aprender y aprehender? Pueden aparentar estar concentrados y asentar con la cabeza y estar en su propia nube, aunque estén informados solo garantiza una cultura general no habilita a estar comunicados. Estas nuevas generaciones son las que se vienen, no se si es correcto o no, si esas habilidades y competencias son las requeridas, o los docnetes se preparan para esto o tendremos más docente como éste.
    Lamentable de verdad.

    ResponderEliminar
  15. Leonardo Haberkorn tiene razón,todos nosotros tenemos razón,pero con lamentarnos no hacemos nada.Si los ressponsables de la educación no se ponen los pantalones,prohibiendo los celulares en las escuelas (sí,los llevan a las escuelas),prohibiendo las calculadoras en las escuelas (también las llevan),usando las herramientas que se usaron siempre para despertar el cerebro y la capacidad de pensar y después sí,usen las calculadoras y los celulares pero sabiendo usar el cerebro primero. Y antes de que me tilden de retrógrada o reaccionaria,basta mirar lo que han hecho otros países para detener este tsunami de analfabetismo global que se ha llevado por delante siglos de cultura y de educación. Japón hace años que ha prohibido las calculadoras en Primaria. Francia hace poco tiempo ha reimplantado los dictados en Primaria.¿Acá vamos a seguir con esta enseñanza suicida por cuántos años más? La copia de un texto,el dictado y la lectura en voz alta son las tres reglas esenciales para aprender cualquier idioma,incluído el materno,para internalizar las reglas gramaticales y para COMPRENDER LO QUE SE LEE,la tan famosa comprensión lectora que hoy brilla por su ausencia en TODAS LAS EDADES,incluídos alumnos universitarios aunque parezca mentira. Los docentes de Primaria cada vez exigen menos,y no por su culpa sino por los Programas que se aplican.Las víctimas son los niños y los jóvenes.Y lo saben muy bien. Anda circulando por ahí un cartelito que dice,más o menos, "la escuela instruye,los padres educan". Y no,señores,craso error.TODOS educamos:los padres,los maestros,el vecino,el quiosquero,el chofer del ómnibus,la cajera del supermercado,el almacenero...TODOS. El niño es una esponja,y cada vez le damos menos para absorber.Claro,es más fácil.Que se ocupen los padres. ¿Y los niños que no tienen padres que se ocupen de ellos,o abuelos,o referentes? Y no hablo sólo de pobreza,también hay niños de clases altas que dan pena.Pongámonos las pilas,no es dinero lo que hace falta solamente,sobre todo es cerebro. Y ganas de hacer las cosas.

    ResponderEliminar
  16. Soy docente universitaria, y padezco lo mismo. Hago varios ejercicios : les digo que les regalo el título. Luego les pongo un ejemplo de la vida laboral, y los pongo a solucionar ese conflicto , moraleja, todos licenciados y despedidos en el instante... entonces ahí barajamos de nuevo.... yo agarro una silla y me siento en el medio del aula, otro día al fondo, ya que están con el celu, los pongo a googlear y los exijo a ser veloces y criticar la fuente de información, etc... ahora estoy volcandome a la enseñanza en entornos virtuales,....y sanseacabó! ... abrazos .

    ResponderEliminar
  17. UNA GRAN VERDAD.

    NO SE PUEDE HACER NADA.ES LA PESTE DEL SIGLO

    ResponderEliminar
  18. Cuantos comentarios kk, como serán sus hijos???

    Lamentablemente cuando se pierden los valores, desaparece el respeto.
    Padres ausentes, vacíos en educación, niños sin limites en los primeros años, refleja la apatía de los jovenes en su formación.
    Bien por la tecnología, mal por los padres vacios.



    ResponderEliminar
  19. Hace meses que me la paso, pensando es eso y en los Profesores, me muero!,yo lamentablemente renunciaria, es imposible.

    Yo me llevo bien con la Tecnología,pero..cuando tengo un problema, llamo a un Profesional, y me indigna cuando alguno me dice: llame a un chico,salto! y les digo: no llamo a pajeros.
    Me pongo mal, vamos a un lugar y están con celular, pero ahora chicos en todos lados!menos en los Bancos porque está la vigilancia.
    Es un peligro, van hablando...en el coche, yo por ej. subo a un taxi, saca el celular, y le pido que me baje.
    NO LOS SOPORTO MAS.
    si no van a otro país y pueden ver películas colombianas, chilenas, francesas, de EEUU, del país que a Uds. les gusta, nadie, va como estos locos hablando por la calle, LAS VECES QUE CRUZO LA 9 de Julio y van hablando por teléfono!
    El domingo me pasó algo único, estaba en la misa, y en el momento de la Consagración,justo!suena a todo lo que da un celular, en todos lados.
    En talleres, en clases, no pueden esperar 1 hora?
    Enfermos, y googlean y mal, porque hay veces que hay cosas equivocadas
    QUE NOTA TAN BUENA!

    ResponderEliminar
  20. 17.39, en muchos países, muestran preocupación.

    No pueden pagar la luz, el gas, y??'como pueden pagar estas cuentas que vienen del celular.
    Es una vergüenza!
    Me mataba de risa con lo de Granata y el novio,no saben, no pueden imaginar la de parejas que se separaron por lo mismo! están todo el día con el celular?
    En el teatro, anuncian que apaguen los celulares,y no hay caso!suenan.No los saben apagar,?
    Yo iba a una {verduleria de peruanos(me llamó siempre la atención los hermosos celulares), y yo me fijaba, veian pornografías,pero..lo peor que iba a encargar mi pedido y seguian con el celular, la de puteadas que recibieron los peruanos, un dia los mande a la mierda y no fui mas, a veces...paso, ya no están mas, hay otros pero casi no hay gente.FELIZ ME GUSTA

    ResponderEliminar
  21. EMPECEMOS NOSOTROS A PARAR EL CARRO, A TODOS!

    ResponderEliminar
  22. Creo que con este tema hay mucha confusiòn, el docente no pone el tela de juicio el uso de la tecnolog+ìa en el aula, lo que le embola es que los alumnos no le den pelota porque estàn boludeando con el celular cuando deberìan estar prestàndole atenciòn a èl.
    Una falta de respeto total hacia el profesor y me imaginò que la paciencia se le acabò y terminò renunciando. Personalmente, hizo bien.

    ResponderEliminar
  23. Es irónico utilizar un medio para atacar el mismo,ya que vida de las vidas de las nuevas generaciones es difícil apartarla de la tecnología,y los convierte a todos en una generación un tanto dispersa y si las ganas del contacto directo humano, algo asi como sucede con los humanos en la película Wall E.

    ResponderEliminar
  24. Leonardo Haberkorn, entiendo su situación pero no la comparto, usted como educador y siguiendo su vocación o pasión debió continuar dando clases en la universidad ORT de Montevideo. Los avances tecnológicos van en crecimiento y es difícil llevarle el paso, usted como todos nosotros los mortales no podemos detener esa proyección tecnológica, si la tecnología como dice usted no le permite dar clases o enseñar a sus alumnos, está considerando a la tecnologia un enemigo educativo, y como tal, le recomiendo que lo trate, un viejo adagio dice" si no puedes con tu enemigo, unetele él", es decir actúe o utilice como corta fuegos otro tipo de tecnología, le recomiendo para contrarrestar el uso y empleo de equipos de telefonía celular o móvil, adquiera con la Dirección del Institutos EQUIPOS DE BLOQUEO O INTERRUPCIÓN DE SEÑAL DE CELULAR Y WIFI EN EL PLANTEL DE EDUCACIÓN, para que ninguna señal exterior o interior penetre la barrera de bloqueo y para evitar que los estudiantes denuncien que están incomunicados , recomiendo instalen teléfonos publico de tarjetas o de monedas los cuales podrán hacer las llamadas que quieran en momentos de descanso o receso, a fin de tratar de mitigar de uso de los celulares, el Whatsapp y el Facebook. Saludos.

    ResponderEliminar

AVISO: Perdí la paciencia...

Ir abajo Ir arriba