miércoles, 5 de diciembre de 2018

¡IMPERDIBLE NOTA! Cambiemos es la suma de Macri y la UCR menos Carrió

Por qué la diputada es cada vez un problema mayor para el gobierno, que no sabe cómo tratarla.


Una vez más y con su estilo habitual, Elisa Carrió desafió con críticas directas las políticas del Gobierno, y en este caso, el corazón de la campaña 2019: la seguridad. Marcos Peña analiza junto al especialista en éxitos electorales Jaime Durán Barba qué ejes desarrollar a partir del verano, y la prevención y pena del delito será uno de ellos. Mauricio Macri sabe que algo se rompió, y su capacidad de persuasión e intentos de diálogo con Carrió no van a ser de la partida esta vez. Lo cansa la agenda y ya no tiene la energía inicial de darle protección, cobijo y entendimiento a los enojos, a veces infantiles, de su socia política como antes. 

Las comidas e invitaciones a la diputada cansaron al líder de Cambiemos, le reprocha su ego y sus formas, y sabe que la campaña del año que viene no va a ser fácil con una socia de la coalición gobernante descalificando a sus propios compañeros. Saben qué va a suceder y no lo quieren. 

El análisis sobre la figura de la chaqueña es sencillo: qué tiene para ofrecer al espacio para que se imponga en las urnas ¿Es Carrió sinónimo de éxito electoral como lo fue en 2013 contra Macri? Una candidata en contra de los aportes empresarios y sin alcance territorial alguno, ¿qué aporta si sostiene las críticas en cuanta medida oficial se emprende con el objetivo de marcar agenda? Hay dos miradas que se ponen sobre la mesa hoy en día. Por un lado la fatiga en un sector del oficialismo se inclina por la deserción de Carrió muy lenta e imperceptiblemente producto de que ya no es una variable de ajuste ni para salvar la república, imprimirle transparencia ni progresía a una gestión ya instalada con marca propia. Es decir, no hace falta Carrió para humanizar a Macri como sí lo hicieron Gabriela Michetti y María Eugenia Vidal en 2017 y 2013 respectivamente. “Es todo resta, no nos aporta más que quilombos y Mauricio está cansado, es durmiendo con el enemigo” dijo a este cronista un importante funcionario que trabaja en Casa Rosada. Según esta visión, el vaso ya rebalsó y se rompió, no hay marcha atrás y el ostracismo espera a la ex Ari de brazos abiertos. 


También el riesgo de perder a Carrió existe y una parte menor pero real del poder prefiere sostenerla. El país reconoció la corrupción kirchnerista a través de las denuncias de los años pasados de Carrió y no quieren perder el capital político. Menos que menos tenerla enfrente. Saben que enojada podría desembocar en los espacios políticos menos pensados. Esta mirada daría cobijo a pesar del enojo, sería un matrimonio por el amor que fue en el pasado. Novelas que suelen terminar mal, y debilitaría al Gobierno. 

La diputada ya no tiene el vínculo que tenía con Macri. Su convencimiento de que maneja el poder por teléfono, su individual y agresiva forma de tratar a través de los medios a sus compañeros genera enojos en todos los ministerios que Perfil pudo chequear. Descalificó para peor a Patricia Bullrich, la ministra más ponderada por Macri en los últimos meses, y más aún post G20 donde su tarea fue difícil de superar a ojos del presidente. No va a retroceder la política oficial con el endurecimiento de las penas, y el accionar de las Fuerzas de Seguridad con respecto al delito. De hecho, la Justicia sabe que las próximas medidas irán a desnudar la inacción del poder Judicial frente al delito. Mensajes de la política en tiempos de renovación, algunos dicen que recién ahora empieza el bosquejo que tiene Mauricio Macri para con el sector. 

¿Es Carrió sinónimo de éxito electoral como lo fue en 2013 contra Macri? 

¿Quiénes van a estar en contra del nuevo protocolo de Seguridad que impulsa Bullrich? Hugo Moyano, el Peronismo alternativo, Cristina Kirchner, Juan Grabois, la izquierda y Elisa Carrió. Quizás llegó el tiempo de que la chaqueña entienda que las opiniones tienen consecuencias y sus reiteradas coincidencias con Cristina Kirchner, Moyano y Grabois no sea coincidencia. 


Fuente: Perfil


14 comentarios:

  1. La gente pide a gritos s e g u r i d a d ! ! !
    Esta vez PIERDE CARRIO.
    Eva

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Kuka, este blog no es para vos, Anda a retwittear a GabiCerru y similares.

      Eliminar
  3. 21:54 Si no te gusta el blog de Julia, hacé vos lo último que dijiste y alejate que nadie te invitó, sos pura basura.

    ResponderEliminar
  4. "A veces uno sabe de qué lado estar simplemente viendo quiénes están del otro lado"

    (Leonard Cohen)

    ResponderEliminar
  5. Cuando se de cuenta de que la gente va a dejar de bancarla por estas actitudes que no suman sino que restan, cambiarà, de otro modo, peor para ella.
    No hay nada peor que hacerle el caldo gordo a los zurdosperonchos K.

    ResponderEliminar
  6. Esta gorda se olvidó que fue reelegida con el 54 porciento de los votos porque a la gente le gustó su honestidad y HOY SE PONE A DEFENDER CHORROS Y A LA GENTE QUE LA VOTO EN CONTRA.GORDA FORRA ANADATE DE CAMBIEMOS , Y VAS A TERMINAR COMO GIUSTOZI , DE SACAR EL 70% DE LOS VOTOS A NO EXISTIR MAS EN POLITICA POR TRAICIONAR A SU PARTIDO.

    ResponderEliminar
  7. Ajá, y vamos a aplaudir a un medio como Perfil? justamente los mercenarios que se aprovechan de todo, no es para alegrarse. En qué momento dijo Lilita que ella defiende a los chorros? Ella pide cárcel, matarlos es fácil, pero no una forma de JUSTICIA. Los que la defenestran son los que quieren que Cambiemos se vaya fracturando. No va a suceder, porque está compuesto por un equipo de gente muy inteligente que no se guía por las opiniones en las redes. Yo entiendo a Lilita, me doy cuenta de que MATAR no es moral. Es una forma de justicia muy terrenal y mundana, muy del far west, muy de primitivos. Una persona que entiende de moral nunca se casa con ideas como la pena de muerte. Es por algo que existe la prisión perpetua. Ella cree en castigar al delicuente, que se arrepienta, no en asesinarlos como única solución. Sepan que hay gente de las fuerzas armadas que están investigando la forma de crear (y ya las habrían creado pero no se usan) armas que se disparan pero cuyas balas están hechas para anular y atrapar al delicuente (no matarlo), para luego llevarlo a la justicia y encarcelarlo y si ese mismo delicuente delata cómplices, más justicia todavía. Enceguecerse de ira porque los jueces son en su mayoría corruptos sabiendo que fueron puestos por los gobiernos anteriores y pedir que maten no es muy inteligente. La violencia, genera más violencia. Hay que reducir a los cacos, porque es la única forma de llevarlos presos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y quien está hablando de pena de muerte? Se está habilitado a la policía, como lo están todas las policías del mundo, a utilizar su arma frente a un delincuente que represente un peligro de muerte, para el policía y para la sociedad...por qué sobreactuan y tergiversan?

      Eliminar
    2. 2:18 es otro de los que opinan por boca de ganso. TAMPOCO LEYÓ EL REGLAMENTO Y POR ESO HABLA DISPARATES.

      Eliminar
  8. La señora Carrio, debería mirar un poco los resultados de las elecciones en las que se presentó sola, sin alianza y después seguir hablando o no. Hasta cuándo los delincuentes van a tener más derecho que los decentes? Se pusieron a pensar cuánto nos sale cada delincuente preso? Encima, salen y al rato la mayoría vuelve a delinquir

    ResponderEliminar
  9. julia vas a tener que eliminar todos los comentarios, nadie quiere a esta mina. que no te pase lo de lanata...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Y qué le pasó a Lanata? ¿Le trasplantaron un riñón?

      Eliminar

Ir abajo Ir arriba