viernes, 3 de febrero de 2017

Tapa de revista Noticias


Mirtha Legrand se confiesa: su fórmula para llegar espléndida a los 90. Política, familia y los trucos que la mantienen vital. El temor a la soledad y la fama como un modo de vivir.  El poder político de una líder de opinión.
Caso Centurión y el marketing facho: por qué el escándalo le sirve al gobierno. La grieta en el año electoral y los relatos de la tradición que polarizan fácilmente audiencias. El análisis de Edi Zunino.

12 comentarios:

  1. Increible...

    lo que es increible es 1ro, que le sigan dando bola.
    2do, que diga las boludeces que dice. Algunas cercanas a la maleducaion.

    50 pirulos con las mismas huevadas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De quién hablas? De Zunino o de Mirtha?

      Eliminar
    2. Increíble seria que ella se pusiera a llorar por tu
      "pensamiento" !!!

      Eliminar
  2. Amada y odiada. Valorada y defenestrada. Pero hay algo que tenemos que reconocer, a los 90 años está ¡¡ Fantástica y Vigente ".-

    ResponderEliminar
  3. 19.20 lo q es increíble es q te atrevas a opinar de la Sra. sin instruirte un poco diciendo que dice boludeces. Es mala educación dos palabras y con acento en la 'o' y no maleducacion Dios!!!!!

    ResponderEliminar
  4. Los q la critican quiero ver como llegarian...si llegaran a esa edad. No sabrian ni como se llaman!!! Como le dijo ella una vez a Anibal Fernandez

    ResponderEliminar
  5. Este es el ultimo año de la vieja, acuerdense lo que les digo! Esta revista la quemó.
    Saludos ventaneros.

    ResponderEliminar
  6. 22:55, me equivoque, y? tenes algun titulo habilitante para corregir?
    pero que la vieja habla boludeces y es irrespetuosa(a ver si esta te gusta mas) con los invitados lo ve todo el mundo...menos vos aparentemente.

    ResponderEliminar
  7. La número uno...por lejos!.

    ResponderEliminar
  8. QUERES QUE TE INVITE, ZUNINO!!!!!!!


    Andá a dirigir la revista LIBRE o el suplemento LA PAVADA DE CRONICA

    ResponderEliminar

AVISO: Perdí la paciencia...

Ir abajo Ir arriba